China quiere devolverle las sanciones y vetos a Estados Unidos donde más le duele: el iPhone y Apple

Donde las dan las toman. Estados Unidos lleva años imponiendo vetos a China como parte de una compleja guerra comercial, y entre ellos está el que afectó a Huawei, gran cabeza de turco de ese conflicto. Luego ha habido más y más medidas que han añadido leña al fuego, y ahora China acaba de plantear una especialmente dolorosa para una compañía: Apple.

Veto al iPhone. Según indican en Bloomberg, China está preparando un veto que prohibiría usar un iPhone entre empleados de departamentos y agencias de gobierno que manejen información sensible.

La cosa se pone seria. En The Wall Street Journal ya indicaban ayer cómo varias agencias gubernamentales indicaron a sus funcionarios que no trajeran ni iPhone ni otros dispositivos extranjeros. En Bloomberg han confirmado el dato, y revelan que Beijing tiene la intención de extender esa restricción a empresas propiedad del estado y también a otros organismos controlados por el gobierno.

Independencia de los EEUU. Las medidas son un espejo de las que se han activado en Estados Unidos y también en varios países europeos con el reciente veto a TikTok, y China busca evitar la dependencia que tenía del país norteamericano en muchos ámbitos tecnológicos.

Un impacto colosal. No está claro cómo se adoptarán las medidas y no hay aún una orden oficial con los detalles, pero en Bloomberg mencionan empresas estatales como la gigantesca PetroChina Co. que emplea a millones de personas y que podría prohibir el uso de los iPhone en sus oficinas.

Un jarro de agua fría para Apple. De ponerse en marcha con la magnitud que plantea China, las medidas amenazan con erosionar la posición de Apple en un mercado que representa una quinta parte de sus ingresos. No solo eso: aunque llevan tiempo tratando de trasladar sus procesos de producción a otros países, China sigue siendo clave para la fabricación de los iPhone y otros productos de la firma. La noticia provocó una sensible caída del 3,6% en el valor de las acciones de la compañía en el NASDAQ.

Un paso más. La medida sigue la línea de otras como la que China anunció en mayo de 2019, cuando indicó que el ejército chino dejaría de usar Microsoft Windows en sus ordenadores. El gigante asiático sorprendió a todos estos días cuando Huawei presentó su Mate 60 Pro, un móvil con un «misterioso» chip 5G fabricado por la compañía y otro con tecnología de 7 nm, algo que también ha llamado mucho la atención entre los analistas.

Imagen | Markus Spiering | Aboodi Vesakaran

En Xataka | China prepara su mayor contragolpe: invertirá 41.000 millones de dólares para tener sus propios equipos de litografía


La noticia

China quiere devolverle las sanciones y vetos a Estados Unidos donde más le duele: el iPhone y Apple

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Javier Pastor

.