ASUS ROG STRIX Scar 16 2023 con GeForce RTX 4090, análisis

El ASUS ROG STRIX Scar 16 es uno de los portátiles gaming más espectaculares que tiene ahora mismo ASUS en su catálogo, y también es uno de los más potentes que existen en el mercado a día de hoy, no solo por los componentes que integra, sino también porque adopta un sistema de refrigeración que les permite desarrollar su máxima potencia.

Esta es una cuestión muy importante que nuestros lectores más veteranos tendrá totalmente clara, pero merece la pena detenernos un momento a explicarla de nuevo para los que no se acuerden, y también para aquellos que nos estén leyendo por primera vez. Un portátil tiene un espacio determinado que varía en función del tamaño y del peso, lo que establece unos límites claros a la hora de poder disipar el calor que generan los componentes que traerá instalados.

Por ejemplo, en un portátil de 13 pulgadas y 1 kilogramo de peso es imposible montar componentes de alto rendimiento porque estos tienen un consumo muy elevado, porque generan mucho calor y porque necesitan de un sistema de refrigeración capaz de mantener bajo control sus temperaturas de trabajo.

En un portátil para gaming es posible montar componentes de alto rendimiento, como la GeForce RTX 4090, pero no es lo mismo montar una versión con un TGP de 100 vatios que optar por una con un TGP de hasta 175 vatios. La segunda podrá escalar sus frecuencias de trabajo a niveles mucho más altos que la segunda, y esto se traducirá en una gran diferencia en términos de rendimiento porque podrá desarrollar su máxima potencia. Sin embargo, también consumirá más y generará mucho más calor, y será necesario acompañarla de un sistema de refrigeración mucho más potente.

Pues bien, el ASUS ROG STRIX Scar 16 monta un sistema de refrigeración que es capaz de mantener bajo control una GeForce RTX 4090 con TGP de 175 vatios, y por si esto fuera poco viene acompañado de un Intel Core i9-13980HX con TDP de 65 vatios. Impresionante, ¿verdad? Pues sigue leyendo, que gracias a ASUS España hemos podido probarlo, y en este artículo te vamos a contar todo lo que debes saber

ASUS ROG STRIX Scar 16: análisis externo

Nada más sacarlo de la caja nos encontramos con un portátil bastante grande, algo comprensible ya que estamos ante un modelo que utiliza un panel de 16 pulgadas. La tapa superior del ASUS ROG STRIX Scar 16 está fabricada en aluminio, y su chasis está fabricado en plástico, un material resistente y ligero que predomina en la mayoría de los portátiles gaming tope de gama porque es un material más adecuado para este tipo de modelos.

El motivo principal es muy sencillo, el plástico es un material con una baja conductividad del calor, lo que significa que aunque dentro del portátil se alcancen temperaturas elevadas estas no tendrán un gran impacto en el exterior, es decir, no llegaremos a notar que la superficie quema o que está extremadamente caliente. Dado que tenemos un portátil configurado con Intel Core i9-13980HX y una GeForce RTX 4090 de 175 vatios creo que es fácil entender por qué ASUS ha optado por el plástico.

Las sensaciones que transmite el ASUS ROG STRIX Scar 16 al tacto son muy buenas, presenta una alta calidad de construcción en todo el chasis, y también en la tapa, en la zona de la bisagra y en la parte del teclado y de la almohadilla táctil. Esas son las secciones que mejor nos permiten descubrir la solidez estructural y la calidad de construcción de un portátil porque, en general, son las más vulnerables.

No obstante, es importante que tengáis en cuenta que además de grande es un equipo que prioriza la potencia, y que monta componentes de muy alto rendimiento. Esto se deja notar en el peso, y es que como os he adelantado en la introducción no se puede tener todo. El ASUS ROG STRIX Scar 16 tiene un peso de 2,6 kilogramos, una cifra razonable teniendo en cuenta el tamaño de su pantalla y la potencia que ofrece, ya que logra mantenerse por debajo de los 3 kilogramos.

El ASUS ROG STRIX Scar 16 es uno de los portátiles gaming con mejor diseño y estética que he tenido la oportunidad de probar. En la tapa tenemos el logo ASUS ROG con iluminación LED RGB, y justo debajo nos encontramos con una zona que cuenta también con iluminación LED RGB. La línea diagonal que separa en dos mitades la tapa añade un toque diferenciador, y se repite en la zona del teclado, que es de tipo isla.

Pasando al interior nos encontramos con un toque translúcido en la parte superior que genera un contraste bastante bonito, y vemos que la disposición del teclado es muy completa, tanto que incluso tenemos teclas adicionales de función. Este cuenta con iluminación LED RGB, y la almohadilla táctil está situada en posición central y tiene un tamaño notable.

Mención especial merece la calidad del teclado, tanto por el tacto como por el recorrido de las teclas, que hacen que la experiencia al escribir sea fantástica, y la integración de la tecnología NumberPad en la almohadilla táctil, que nos permite activar o desactivar en ella un pad numérico táctil.

En el marco inferior, justo debajo de la almohadilla táctil, tenemos otra tira de iluminación LED RGB totalmente personalizable, y en los laterales nos encontramos con un conjunto de conectores bastante completo. Este modelo tiene una salida HDMI 2.1, dos conectores USB 3.2 Gen2 Type-A, un conector USB 3.2 Gen2 Type-C, un puerto LAN 2,5 GbE y un conector jack de 3,5 mm para entrada y salida de sonido.

Saltamos a la pantalla y nos encontramos con unos bordes bastante contenidos. Como he dicho, esta pantalla tiene un tamaño de 16 pulgadas, utiliza el formato 16:10 y tiene una resolución de 2.560 x 1.600 píxeles. El panel es de tipo mini LED (ROG Nebula HDR Display), reproduce un 100% del espacio de color DCI-P3, lo que significa que es ideal tanto para jugar como para trabajar, tiene una tasa de refresco de 240 Hz, es compatible con G-Sync, ofrece un tiempo de respuesta de 3 ms, tiene certificación PANTONE y Dolby Vision HDR.

La pantalla que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16 es una de las mejores de su clase, de eso no hay ninguna duda. Para rematar el conjunto multimedia tenemos una cámara frontal con resolución 720p que cumple sin más, una matriz de micrófonos y un conjunto de cuatro altavoces con tecnología de amplificación inteligente y compatibilidad con Dolby Atmos.

Especificaciones del ASUS ROG STRIX Scar 16

Chasis y pantalla

Chasis fabricado en plástico y tapa fabricada en aluminio.
Iluminación LED RGB en cuatro zonas: logo, teclado, parte trasera y zona frontal inferior.
Pantalla mini LED de 16 pulgadas con formato 16:10, resolución de 2.560 x 1.600 píxeles y tasa de refresco de 240 Hz. Compatible con G-Sync, NVIDIA Optimus y MUX Switch.
Reproduce el 100% del espacio de color DCI-P3, tiene un tiempo de respuesta de 3 ms, certificación PANTONE, certificación TUV Rheinland, que garantiza la ausencia de parpadeos y la reducción de la emisión de luz azul, y soporte de Dolby Vision HDR 1000.
Relación pantalla cuerpo del 90%, brillo de 1.100 nits, contraste de 100.000:1 y algoritmo ROG Nebula HDR, que realiza un ajuste inteligente de la iluminación para mejorar la calidad de la imagen.

Componentes clave

Procesador Intel Core i9-13980HX con 8 núcleos de alto rendimiento y 16 núcleos de alta eficiencia. Puede manejar 32 hilos, los núcleos de alto rendimiento pueden alcanzar los 5,6 GHz en modo turbo, y los núcleos de alta eficiencia llegan a los 4 GHz también en modo turbo. Tiene 36 MB de caché L3 y su TDP puede escalar hasta los 65 vatios.
GPU integrada Intel UHD con 32 unidades de ejecución a un máximo de 1,65 GHz.
Tarjeta gráfica dedicada GeForce RTX 4090 Mobile con un TGP de 150 vatios + 25 vatios gracias al turbo dinámico, lo que nos deja un total de 175 vatios.
La GeForce RTX 4090 tiene 9.728 shaders a 2.040 MHz en modo turbo, 304 unidades de texturizado, 304 núcleos tensor, 112 unidades de rasterizado, 76 núcleos RT, 64 MB de caché L2, bus de 256 bits y 16 GB de memoria GDDR6 a 20 GHz.
Gracias al turbo dinámico y al TGP extra es capaz de trabajar a frecuencias mucho más elevadas. Acelera trazado de rayos y soporta DLSS 3 y generación de fotogramas.
32 GB de memoria DDR5 a 4.800 MHz en doble canal.
Dos unidades SSD PCIe Gen4 x4 en RAID 0 para superar los 11 GB/s en velocidad de lectura secuencial.

Conectividad, refrigeración y batería

Salida HDMI 2.1, dos conectores USB 3.2 Gen2 Type-A, un conector USB 3.2 Gen2 Type-C, un puerto LAN 2,5 GbE y un conector jack de 3,5 mm para entrada y salida de sonido.
Conectividad Wi-Fi 6E y Bluetooth 5.2.
Sistema de refrigeración ROG Intelligent Cooling, utiliza un nuevo radiador con una mayor densidad de aletas (374 aletas de 0,1 mm) y siete tubos conductores de calor.
Rejillas de salida de aire caliente rediseñadas para mejorar el flujo de aire y filtro de polvo.
Tres ventiladores «full surround», que generan un gran flujo de aire en tres puntos clave, y metal líquido Conductonaut Extreme de alta calidad para reducir hasta en 15 grados la temperatura de la CPU y la GPU.
Batería de 90 Wh (4 celdas) compatible carga rápida que promete un 50% de carga en solo 30 minutos. Según ASUS ofrece una autonomía de hasta 8,5 horas.

Teclado, sonido, sistema operativo y otros datos

Teclado de tipo isla con un recorrido por pulsación de 2 mm y tecnología Overstroke, que reduce el punto de actuación para identificarlas en los primeros 0,15 mm. Retroiluminación LED RGB personalizable por tecla, teclas de función dedicadas y personalizables.
Almohadilla táctil de gran tamaño rematada en cristal con pad numérico táctil activable con un solo toque.
Matriz de micrófonos con cancelación de ruido por IA y diferentes modos de sonido.
Cuatro altavoces con amplificador inteligente y soporte de Dolby Atmos.
Cámara frontal con resolución 720p.
Sistema operativo Windows 11.
Software ASUS ROG Armoury Crate incluido para personalizar el equipo.
Medidas y peso: 35,4 x 26,4 x 2,26 ~ 3.04 cm, 2,6 kilogramos.
Precio: 3.698,99 euros.

ASUS ROG STRIX Scar 16: experiencia de uso

Desde el momento en el que lo sacamos de la caja queda claro que el ASUS ROG STRIX Scar 16 es un portátil grande, y tiene un peso considerable. Teniendo en cuenta sus especificaciones es totalmente comprensible, de hecho es digno de mención que ASUS haya sido capaz de meter tanta potencia en un equipo como este y de mantenerse en la franja de los 2,6 kilogramos.

A nivel de diseño ASUS ha cuidado hasta el más mínimo detalle, y esto hace que el ASUS ROG STRIX Scar 16 tenga un aspecto elegante y atractivo. Es un portátil que llama mucho la atención, y que desde luego no dejará a nadie indiferente. Sin embargo, no resulta estridente ni tiene nada que desentone, y esto dice mucho del buen hacer de la compañía taiwanesa cuando hablamos de estética gaming.

Las sensaciones que transmite el ASUS ROG STRIX Scar 16 al tacto son muy buenas. En la tapa nos encontramos con una solidez total y con el clásico tacto frío del aluminio, y la solidez estructural es perfecta en todas las zonas del chasis, incluyendo las bisagras de la pantalla y la zona del teclado. Excelente trabajo por parte de ASUS en este sentido, y algo muy importante porque un portátil grande y con un peso considerable debe tener una estructura acorde.

Nada más encender el ASUS ROG STRIX Scar 16 nos da la bienvenida uno de los mejores sistemas de iluminación LED RGB que he visto en un portátil. Tenemos iluminación en la parte trasera, tanto en el logo de ASUS ROG como en la parte inferior, y también en el teclado y en la parte inferior del chasis, siendo estas dos las que más destacan durante un uso normal del equipo.

Esa iluminación es totalmente personalizable, de hecho podemos personalizar cada tecla de forma individualizada, y podremos hacerlo de una manera muy sencilla a través del software Armoury Crate preinstalado. Dicho software es realmente útil, ya que también nos permite hacer muchas otras cosas, como por ejemplo visualizar el estado del equipo, elegir el perfil de rendimiento, personalizar el modo visual de la pantalla y elegir entre diferentes perfiles de trabajo de la GPU.

Si hacéis clic en la galería adjunta podréis dar un repaso visual muy completo a las diferentes opciones que ofrece dicho software, así como su interfaz y sus distintas secciones. Recibe actualizaciones de forma periódica y tiene efectos importantes sobre la configuración y el rendimiento del equipo, así que es importante mantenerla actualizada.










La pantalla que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16 es estupenda. El panel mini LED tiene una calidad a nivel de brillo y de reproducción del espacio del color tan buena que se coloca como una de las mejores que he podido probar en un portátil. En general está al mismo nivel que la pantalla del ASUS ROG Zephyrus M16 2023 que analizamos hace unos meses. La resolución de 2.560 x 1.600 píxeles nos deja una buena densidad de píxeles por pulgada, y sus ángulos de visión de 178 grados nos permitirán trabajar y jugar desde cualquier posición. Podéis ampliar la galería inferior haciendo clic en ella.




Esa resolución también es adecuada para la tarjeta gráfica dedicada que monta este equipo, una potente GeForce RTX 4090 con un TGP de 175 vatios. Tiene una compatibilidad total con G-Sync, lo que significa que al jugar disfrutaremos de una experiencia totalmente óptima, libre de stuttering (tartamudeo de la imagen) y tearing (ruptura de la imagen). Su tasa de refresco es de 240 Hz y tiene un tiempo de respuesta de 3 ms, lo que significa que, en resumen, podremos jugar a nuestros títulos favoritos tan bien como lo haríamos en un PC de escritorio de alto rendimiento.

Mención especial merece también el algoritmo ROG Nebula HDR, que es capaz de mejorar la calidad de la imagen ajustando de forma inteligente la iluminación, y el soporte de la tecnología HDR, que completa un conjunto de prestaciones de primera categoría y redondea un panel simplemente fantástico. Obvia decir que esta pantalla es tan buena que podemos utilizarla sin problemas para trabajar incluso con aplicaciones de diseño y de edición, y no tendremos ningún problema en términos de potencia.

Windows 11 y todas las aplicaciones clásicas y más utilizadas vuelan sobre el hardware del ASUS ROG STRIX Scar 16. No esperaba menos, la verdad, al fin y al cabo estamos ante uno de los portátiles más potentes que existen actualmente en el mercado. A nivel de tecnologías es también un equipo a la última, tiene una integración plena en la plataforma NVIDIA Studio y puede con cualquier juego actual en calidad máxima.

La GeForce RTX 4090 que monta es tan potente que, de hecho, como veremos más adelante sufre hasta un cierto cuello de botella a nivel de CPU en determinados juegos. Sobre ello hablaremos al ver las pruebas de rendimiento, pero me dio la sensación de que podría tratarse también de un tema de gestión del TGP y de control de la GPU. Repetí las pruebas varias veces, y siempre obtuve el mismo resultado.

Toca hablar del teclado, y debo decir que está a la altura del conjunto. La disposición de tipo isla se ha ejecutado de una manera muy acertada, el tacto de las teclas es muy bueno y tenemos un recorrido de 2 mm por pulsación, lo que nos permite recibir un gran feedback al escribir. A pesar de tener ese recorrido tan largo las pulsaciones se registran a partir de los 0,15 mm, gracias a la tecnología Overstroke que ha utilizado ASUS.

La almohadilla táctil no desentona en absoluto, está rematada en cristal, refleja con precisión tanto los deslizamientos como los clics y viene con la tecnología NumberPad de ASUS, lo que significa que podemos activar un teclado numérico táctil en la almohadilla con un simple toque. Funciona a la perfección, resulta muy útil y refuerza el lado profesional de este equipo que, en el fondo, es algo más que pura potencia para juegos.

El sonido es otro de los puntos fuertes del ASUS ROG STRIX Scar 16. Los altavoces ofrecen una calidad excelente para tratarse de un portátil, y la matriz de micrófonos también raya a un buen nivel gracias, sobre todo, al apoyo de la IA. La cámara frontal es lo único que desentona un poco, ya que hablamos de una solución HD bastante limitada, pero al final es mejor tenerla que no tenerla, así que representa un pequeño valor añadido.

Cuando se utiliza con una baja carga de trabajo el ASUS ROG STRIX Scar 16 es muy silencioso, aunque el rendimiento de sus componentes se deja notar y el calor que generan es notable incluso en mediciones básicas. Si lo sometemos a cargas intensivas de trabajo el ruido de los ventiladores se dispara y llega a ser molesto, pero es totalmente normal teniendo en cuenta la potencia que es capaz de ofrecer, y el calor que esto implica.

Con todo, a pesar de las temperaturas de trabajo tan elevadas que alcanza el equipo trabajando con juegos y aplicaciones exigentes el calor no llega a afectar al teclado, es decir, no llega a ser incómodo ni afecta a nuestra experiencia de uso de forma negativa, algo que es muy importante y que, como más de uno habrá podido imaginar, no habría sido posible conseguir si se hubiese utilizado un chasis de aluminio.

Rendimiento del ASUS ROG STRIX Scar 16 en pruebas profesionales y sintéticas

Tras repasar nuestra experiencia de uso estamos preparados para entrar de lleno a ver las diferentes pruebas de rendimiento a las que hemos sometido al ASUS ROG STRIX Scar 16, y empezamos por las dedicadas a aplicaciones sintéticas y profesionales, que nos darán bastante información sobre lo que podemos esperar de este equipo que, como ya hemos dicho, es muy potente y se sitúa dentro de la gama «top» de ASUS.

Rendimiento en CPU-Z

Esta prueba nos permite ver los detalles más importantes de los componentes más importantes del equipo, como el procesador y de la memoria RAM, y también incluye una prueba de rendimiento muy sencilla para la CPU. En monohilo el Intel Core i9-13980HX que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16 logra 868 puntos, y en multihilo alcanza los 13.987 puntos, un resultado muy positivo que confirma que estamos ante un procesador muy potente.

Rendimiento en Cinebench R23

En Cinebench R23 tenemos también unas puntuaciones excelentes. El Intel Core i9-13980HX que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16 llega a los 2.115 puntos en monohilo, de manera que supera los 2.039 puntos del Intel Core i9-13900H, y queda en 29.586 puntos en rendimiento multihilo, una cifra muy superior a los 17.514 puntos que obtiene este último. Por si quedaba alguna duda de la elevada potencia de este procesador.

Rendimiento en Blender

En Blender el elevado TGP que tiene la GeForce RTX 4090 Mobile del ASUS ROG STRIX Scar 16 le permite superar el rendimiento de otros modelos con menor consumo. Por eso os he destacado al principio del artículo lo importante que puede ser el TGP a la hora de valorar el rendimiento de una tarjeta gráfica para portátiles.

A efectos comparativos, una GeForce RTX 4090 Mobile con un TGP por defecto de 125 vatios y un extra de 20 vatios en modo turbo dinámico consigue, en esta misma prueba, 3.693 muestras por minuto en «Monster», 1.870 muestras por minuto en «Junkshop» y 1.833 muestras por minuto en «Classroom». Por su parte, el modelo de 175 vatios que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16 consigue 4.251 muestras por minuto en «Monster», 2.127 muestras por minuto en «Junkshop» y 2.038 muestras por minuto en «Classroom».

Rendimiento en V-Ray

En V-Ray podemos medir la potencia de una tarjeta gráfica en renderizado, utilizando tanto la base CUDA como la versión con aceleración RTX por hardware, que es exclusiva de las tarjetas gráficas GeForce RTX de NVIDIA. De nuevo vemos que la GeForce RTX 4090 que utiliza el ASUS ROG STRIX Scar 16 logra un resultado fantástico en ambas pruebas.

Para que podáis comparar, una GeForce RTX 4090 Mobile de 145 vatios de TGP máximo logra 2.400 vpaths y 3.047 vrays, lo que significa que el ASUS ROG STRIX Scar 16 mejora esos resultados en 245 vpaths y 232 vrays.

Rendimiento en 3D Mark CPU

Esta es una prueba muy completa para medir no solo el rendimiento de la CPU trabajando con diferentes cargas, sino que también nos permite ver la velocidad de trabajo máxima que alcanza en cada escenario en función de los hilos activos, y muestra sus temperaturas de trabajo concretas en cada uno de esos ciclos.

El Intel Core i9-13980HX es un procesador de alto rendimiento, y como tal podemos esperar que las temperaturas de trabajo sean elevadas. Es totalmente normal dado su rendimiento y su configuración de 24 núcleos y 32 hilos, y además debemos tener en cuenta que su modo turbo está diseñado para escalar de forma agresiva, y que por tanto es lógico que registre picos de temperatura elevados.

Echando un vistazo a las puntuaciones, tenemos unos valores realmente buenos que, en líneas generales, superan sin problemas a los resultados obtenidos por un Intel Core i9-13900H, especialmente cuando superamos la barrera de los cuatro hilos activos. Esto tiene una explicación, y es que dicha CPU tiene 6 núcleos de alto rendimiento y 8 núcleos de alta eficiencia, mientras que el Intel Core i9-13980HX tiene 8 núcleos de alto rendimiento y 16 núcleos de alta eficiencia.






Pasamos ahora a ver el escalado de frecuencias y de temperatura en función de la cantidad de núcleos e hilos activos. Podéis ampliar la galería que encontraréis justo encima de este párrafo haciendo clic en ella.

Con un hilo activo la frecuencia de trabajo se mantiene bastante estable en la franja de los 5,48 GHz, aunque tiene algunas variaciones al final de la prueba. La temperatura alcanza los 92,80 grados C de pico, aunque fluctúa bastante.
Con dos hilos activos la velocidad de trabajo se mantiene estable por encima de los 5 GHz y tenemos picos de 5,48 GHz, pero esta velocidad no se mantiene estable. La temperatura ronda los 92,98 grados C.
Con cuatro hilos activos la velocidad de trabajo se mantiene estable en los 5,08 GHz, y la temperatura ronda siempre los 94,92 grados C.
Con ocho hilos activos la frecuencia se mantiene bastante estable en la franja de los 5,08 GHz, pero la temperatura alcanza un pico de 99,72 grados C.
Con 16 hilos activos ya tenemos un entorno multihilo intensivo, y la frecuencia de trabajo fluctúa mucho. Como podemos ver, oscila entre los 5 GHz y los 4,5 GHz, y la temperatura alcanza los 94,98 grados C.
Con todos los hilos activos nos encontramos ante el escenario más exigente, pero el Intel Core i9-13980HX es capaz de mantener 5,07 GHz estables. La temperatura registró un pico de 95,78 grados C.

Rendimiento en 3D Mark DLSS 3

Esta es una prueba que nos permite ver la diferencia que marca el DLSS 3, integrado por NVIDIA Super Resolution y la generación de fotogramas, cuando nos encontramos con una carga gráfica muy intensiva. La media sin utilizar dichas tecnologías fue de solo 29,50 fotogramas por segundo, por al activarlas la cifra sube hasta los 115,41 fotogramas por segundo, es decir, tenemos una mejora de rendimiento de más del triple.


Rendimiento en PassMark

Esta es una prueba bastante completa que nos permite ver de qué son capaces cada uno de los componentes más importantes que utiliza el ASUS ROG STRIX Scar 16. Un resultado muy bueno, ya que sus 11.151 puntos lo colocan por encima del 98% de resultados que tiene PassMark en su base de datos, y también le da una victoria de casi 600 puntos sobre el ASUS ROG Zephyrus M16 2023.

CrystalDisk Mark

La prueba de rendimiento SSD puede que os resulte sorprendente, pero debéis tener en cuenta que es lo normal teniendo en cuenta que ASUS ha montado dos unidades en RAID 0. Los números hablan por sí solos, y seguro que ahora entenderéis mejor por qué os he dicho que este equipo «vuela» con cualquier aplicación. Por otro lado, los tiempos de carga de los juegos también son mínimos.

Rendimiento del ASUS ROG STRIX Scar 16 en juegos

Saltamos ahora a ver los datos de rendimiento en juegos. Ya os adelanto que la GeForce RTX 4090 Mobile es tan potente que me he encontrado con alguna situación extraña al activar el DLSS Super Resolution, sobre todo con trazado de rayos activo. Por lo que he podido ver al analizar más a fondo las pruebas, todo apunta a un cuello de botella producido por dos grandes factores, el procesador y el calor interno.

Por ejemplo, en Control con trazado de rayos activado y DLSS Super Resolution en modo rendimiento la tasa de uso de la GPU bajaba a entre un 60 y un 70 por ciento, pero la temperatura de la misma se movía entre los 84 y los 86 grados, y su frecuencia se quedaba clavada en 2.385 MHz, todo con el modo GPU Ultimate de ASUS. Quizá sea también un tema de drivers, pero por desgracia no puedo confirmarlo, ya que la tasa de uso de la CPU también era bastante baja.

No obstante, los resultados que ha conseguido el ASUS ROG STRIX Scar 16 en juegos son espectaculares, como vamos a ver a continuación, y dejan claro que este equipo es capaz de mover cualquier cosa con trazado de rayos, incluso los juegos más exigentes del momento.

En A Plague Tale: Requiem tenemos una media de 71 FPS sin trazado de rayos. Al activar el DLSS 3 en modo calidad conseguimos una mejora enorme que nos lleva hasta los 129 FPS, y no vale la pena subir más porque, como vemos, el escalado de rendimiento decae notablemente. Con trazado de rayos activo la media cae a 45 FPS, pero gracias al DLSS 3 en modo calidad podemos lograr 97 FPS, es decir, estamos casi doblando la tasa de fotogramas por segundo.

Shadow of the Tomb Raider es un paseo para la GeForce RTX 4090 del ASUS ROG STRIX Scar 16, tanto que incluso con el DLSS en modo calidad se aprecia un cierto cuello de botella. No vale la pena ir más allá de este modo, ya que la ganancia de rendimiento es mínima. Si activamos el trazado de rayos la media es de 112 FPS, un nivel excelente que podemos elevar hasta los 145 FPS si activamos DLSS Super Resolution. De nuevo no vale la pena ir más allá porque tenemos cuello de botella.

Cyberpunk 2077 es un juego tremendamente exigente, pero como podemos apreciar se mueve de maravilla en la GeForce RTX 4090 que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16. Con calidad máxima en nativo tenemos una media de 55 FPS, pero gracias al DLSS 3 en modo calidad podemos subir hasta los 138 FPS. En este título los modos de calidad escalan mejor, pero sigue sin ser rentable pasar del modo calidad.

Con trazado de rayos activado la media cae a 35 FPS, pero el DLSS 3 en modo calidad marca una diferencia enorme y nos lleva hasta los 99 FPS.

Si activamos el path tracing, es decir el modo overdrive, las exigencias se disparan y la media cae hasta los 19 FPS. Con el DLSS 3 en modo calidad podemos convertir ese pseudo pase de diapositivas en una experiencia perfectamente jugable, ya que la media sube hasta los 63 FPS, y con el modo calidad podemos conseguir 78 FPS.

Fijaos en la gráfica de Ghostwire Tokyo y en lo poco que cambian los resultados de rendimiento al utilizar DLSS Super Resolution. Esto se debe a lo que os he explicado al principio, a ese cuello de botella y al comportamiento un tanto extraño de la GPU al activar el DLSS y el trazado de rayos. En cualquier caso, los valores de rendimiento son excelentes.

Con Resident Evil 4 Remake no tenemos ningún problema, y es que la GeForce RTX 4090 del ASUS ROG STRIX Scar 16 viene con 16 GB de memoria gráfica, así que podemos configurarlo al máximo sin ningún tipo de temor. El rendimiento es soberbio en todos los casos, incluso con trazado de rayos activado, pero el escalado del FSR 2 no termina de ser del todo bueno, y de hecho tiene un impacto sorprendentemente bajo con trazado de rayos activado.

El ASUS ROG STRIX Scar 16 no tiene tampoco ningún problema para mover Red Dead Redemption 2. En nativo consigue 89 FPS con calidad máxima, y en este caso solo valdría la pena activar DLSS Super Resolution en modo calidad para ganar un extra y subir hasta los 105 FPS sin sacrificar calidad gráfica.

Control es uno de los juegos que mejor ha utilizado el trazado de rayos, y uno de los más exigentes. La GeForce RTX 4090 del ASUS ROG STRIX Scar 16 no tiene problemas para moverlo, de hecho consigue 62 FPS de media con trazado de rayos activo, pero es recomendable activar el DLSS Super Resolution en modo calidad, ya que nos permitirá subir de 103 FPS a 155 FPS sin trazado de rayos, y de 62 FPS a 98 FPS con trazado de rayos.

Terminamos con Dying Light 2, otro de los grandes abanderados del trazado de rayos. Es un juego muy exigente, pero gracias a la potencia de la GeForce RTX 4090 y al DLSS 3 podemos disfrutar de una experiencia totalmente fluida con cualquier configuración. En nativo y sin trazado de rayos tenemos una media de 104 FPS, pero con DLSS 3 en modo calidad podemos llegar a los 186 FPS. Con trazado de rayos activo la media es de 48 FPS, pero de nuevo al activar el DLSS 3 en modo calidad pasamos a una media de 123 FPS.

Temperaturas, escalado de frecuencias y autonomía

Saltamos ahora a ver las temperaturas del Intel Core i9-13980HX y de la GeForce RTX 4090. Empezamos con el primero, y como podemos ver en la gráfica adjunta es un chip que alcanza temperaturas muy altas. No obstante estas son totalmente seguras, es decir, es un procesador que está hecho para priorizar el rendimiento y que cuenta además con una elevada cantidad de núcleos y con un modo turbo agresivo. No tuve problemas de estabilidad en ningún momento.

En el caso de la GeForce RTX 4090 tenemos también valores elevados, pero de nuevo son totalmente seguros y normales. No debemos olvidar que estamos hablando de una tarjeta gráfica que tiene un TGP de 175 vatios, un valor muy alto para un modelo de portátil, y que es capaz de ofrecer un rendimiento fantástico. En mis pruebas no experimenté ningún tipo de problema de estabilidad ni fallos gráficos.

Para ilustrar un poco mejor el tema del consumo, que como sabéis está profundamente ligado al rendimiento y a las temperaturas de trabajo, vamos a repasar los valores que registré en mis pruebas. La GeForce RTX 4090 que monta el ASUS ROG STRIX Scar 16 alcanzó un pico de 177 vatios ejecutando Cyberpunk 2077, pero su consumo osciló bastante en función de cada juego en concreto y de los diferentes ajustes gráficos.

Esa oscilación del consumo se dejó notar en las frecuencias de trabajo, que también fluctuaron bastante como podéis ver en la gráfica adjunta. Dependiendo de la configuración gráfica y del uso o no de tecnologías como el trazado de rayos y el DLSS la velocidad de trabajo puede subir o bajar, y la temperatura de trabajo también tiene un impacto considerable en este sentido. Con todo, los valores medios son bastante estables (las dos gráficas del centro).

Para terminar toca hablar de la autonomía, aunque teniendo en cuenta que el ASUS ROG STRIX Scar 16 es un portátil de alto rendimiento que prioriza la potencia es un tema de menor importancia. Con el equipo configurado en modo de bajo consumo, la iluminación LED RGB desactivada y el brillo de la pantalla al mínimo registré una duración total de la batería de 5 horas y 25 minutos, cifra que no está nada mal teniendo en cuenta todo lo que os acabo de decir. Jugando podemos esperar una autonomía aproximada de una hora.

Notas finales: potencia en su máxima expresión

El ASUS ROG STRIX Scar 16 es un portátil tope de gama que no decepciona en absoluto. Su calidad de construcción es excelente, tiene un diseño y una estética gaming sobresaliente y desde luego no dejará a nadie indiferente. La pantalla mini LED también es otro de sus puntos fuertes, y lo mismo puedo decir del teclado y de la almohadilla táctil, que consiguen ofrecer una experiencia de uso redonda.

En términos de rendimiento el ASUS ROG STRIX Scar 16 es una auténtica bestia, tanto que creo que es el equipo más potente que he tenido la oportunidad de probar a día de hoy. Gracias a la elevada potencia que ofrecen sus componentes podemos jugar a un nivel que hasta hace poco nos habría parecido imposible en un portátil, y lo mejor es que ASUS ha diseñado también el sistema de refrigeración de tal manera que el calor no se acumula en la zona del teclado, y por tanto no llega a molestarnos.

La GeForce RTX 4090 que monta este equipo nos permite aprovechar de verdad su pantalla, incluso en juegos con configuraciones exigentes, y la tecnología G-Sync marca una diferencia enorme que notaremos en todo momento. Decir adiós al stuttering y al tearing es, desde luego, algo que se agradece en cualquier juego.

También representan un valor añadido el sistema de cuatro altavoces con sonido envolvente, que rayan a un buen nivel, y el pad numérico integrado en la almohadilla táctil. La cámara frontal no está a la altura del conjunto, pero es mejor tenerla que carecer de ella, eso está claro, y el sistema de refrigeración mantiene unos valores de temperatura totalmente seguros, aunque es muy ruidoso cuando trabaja a pena carga.

Su precio también es alto, pero teniendo en cuenta lo que ofrece en términos de calidad de construcción, diseño y rendimiento creo que es bastante razonable, ya que estamos ante uno de los portátiles más potentes y con mejor diseño de su categoría, y obviamente esto es algo que al final tenemos que pagar.

Valoración final

8.7
NOTA

NOS GUSTA

Calidad de construcción.
Diseño.
Rendimiento.
RAID 0.
DLSS 3 y G-Sync.
Pantalla excelente.
Teclado.

A MEJORAR

Ruido a plena carga.
Temperaturas altas.
Precio alto, aunque comprensible.

RESUMEN

El ASUS ROG STRIX Scar 16 es un portátil tope de gama que no decepciona en absoluto. Su calidad de construcción es excelente, tiene un diseño y una estética gaming sobresaliente y desde luego no dejará a nadie indiferente. La pantalla mini LED también es otro de sus puntos fuertes, y lo mismo puedo decir del teclado y de la almohadilla táctil, que consiguen ofrecer una experiencia de uso redonda. Su precio también es alto, pero teniendo en cuenta lo que ofrece en términos de calidad de construcción, diseño y rendimiento creo que es bastante razonable

Diseño y calidad de construcción9.5

Rendimiento10

Conectividad9

Autonomía6.5

Calidad/Precio8.5

<!– {{$data | json}} –>

La entrada ASUS ROG STRIX Scar 16 2023 con GeForce RTX 4090, análisis se publicó primero en MuyComputer.