Las placas base MSI ofrecen hasta un 12% más rendimiento tras la última BIOS de AMD

A principios del mes de agosto, AMD lanzaba un nuevo microcódigo (BIOS) para sus placas base, este fue el AGESA 1.0.07C, y hoy gracias a MSI conocemos sus mejoras en rendimiento. Como contexto, este firmware para las placas base solucionaban un problema de arranque con memorias RAM específicas de muchos fabricantes. También era un hotfix para la versión anterior, donde AGESA 1.0.0.7B solucionaba otros problemas ligados a la compatibilidad de la memoria.

Ahora conocemos que en las placas base MSI, tras instalar esta BIOS, se activa un nuevo modo de memoria de «Alta Eficiencia«. Dicho de forma rápida y sencilla, sería como forzar una compatibilidad con los kits de memoria más populares del mercado. Paras ello se ofrecen perfiles de memoria preconfigurados teniendo en cuenta estos módulos, lo que termina derivando en un aumento en el ancho de banda, y una bajada de latencias, debido a un conjunto de instrucciones. Dicho de otra forma, un aumento de rendimiento.

El Modo «Alta Eficiencia» en la BIOS de MSI se aprovecha de la RAM para mejorar el rendimiento

Gracias al progreso de AMD en el microcódigo, ya se han podido encontrar placas base capaz de soportar módulos de memoria RAM DDR5 hasta los 9.000 MHz. Ahora, con estas optimizaciones, se busca realmente exprimir el potencial real de estas memorias. Para ello, las optimizaciones provienen principalmente de timings de DRAM DDR5. Para ello, hay cuatro «ajustes preestablecidos de tiempo de memoria» disponibles. Estos son Tightest, Tighter, Balance y Relax.

Con estos perfiles preconfigurados, el usuario puede ir seleccionando uno por uno hasta encontrar el más estable para su configuración. Como ejemplo, tenemos una simple placa base MSI MAG B650M Mortar WIFI junto a una placa base MSI GeForce RTX 4090 SUPRIM X. Con la antigua BIOS ligada al microcódigo AMD AGESA 1.0.0.7a, las placas base AM5 sólo eran capaces de ejecutar memoria DDR5 hasta los 6.000 y 6.200 MHz en modo 1:1.

Ahora, con el último firmware AGESA 1.0.0.7c, las placas base ya pueden ejecutar memoria DDR5 a 6.400 MHz (1:1) y hasta DDR5 a 8.000 MHz en modo 2:1 (MCLK/UCLK). Todas las configuraciones funcionan con voltajes SoC de 1,3v, que es el límite de seguridad establecido por AMD. Quizás te suene por el problema donde este voltaje no se limitaba bien y terminó quemando algunas CPU.

Hasta un 11,6% de mejora de rendimiento gracias a este nuevo modo

Wccftech realizaron unas pruebas para demostrar las mejoras de rendimiento con estas mejoras en la BIOS de AMD. Se escogieron cuatro juegos que fueron ejecutados a una resolución Full HD. Estos fueron el Far Cry 6, Watch Dogs Legion, Shadow of The Tomb Raider y Cyberpunk 2077. Como resumen, salvo el Far Cry 6, el resto de los juegos experimentaron una mejora de rendimiento de más del 10%. En el caso más extremo, la mejora fue del 11,6%. Todos los juegos fueron probados a la máxima calidad posible.

Con estos datos, queda más que patente que AMD, desde que lanzó sus procesadores AMD Ryzen 7000, ha ido remando a contramarea en lo que respecta a la optimización de su plataforma con la memoria DDR5.

Rendimiento en FPS
DDR5-7600 (2:1 HEM)
DDR5-6400 (1:1 HEM)
DDR5-7600 (2:1)
DDR5-6400 (1:1)
DDR5-6000 (1:1)
7600 HEM VS 7600 NO-HEM
6400 HEM VS 6000 NO-HEM

Far Cry 6
171
171
159
163
158
+7,7%
+8,2%

Watch Dogs Legion
178
177
163
165
159
+9,4%
+11,6%

Shadow of The Tomb Raider
250
250
233
236
226
+7,2%
+10,6%

Cyberpunk 2077
154
154
141
144
139
+9,6%
+10,6%

La entrada Las placas base MSI ofrecen hasta un 12% más rendimiento tras la última BIOS de AMD aparece primero en El Chapuzas Informático.