El auténtico fenómeno cinematográfico del verano no es ‘Barbie’ ni ‘Oppenheimer’: es ‘Barbenheimer’

Barbenheimer es un fenómeno aspiracional: los fans (y la industria) tienen tantas ganas de que alguna maldita película funcione en taquilla de una vez que han propiciado una unión aparentemente contranatura de dos fenómenos muy dispares. La colorista y desnortada ‘Barbie’ y la severa y meditabunda ‘Oppenheimer’ se estrenan el mismo día. Y hay que ver las dos.

Separadas al nacer. Aparentemente no podría haber dos películas más diferentes en la cartelera. Pero el fandom ha sabido ver que tienen mucho en común. Por una parte, importantes nombres propios detrás, empezando por los directores, Christopher Nolan (‘Interstellar‘, ‘Tenet‘) y Greta Gerwig (‘Mujercitas’, ‘Lady Bird’). Más allá, repartos rebosantes de estrellas. Pero hasta el equipo técnico está lleno de nombres de relumbrón. Por ejemplo, los directores de fotografía son tan prestigiosos como Hoyte Van Hoytema (habitual de Nolan) o Rodrigo Prieto (‘Brokeback Mountain’, ‘El lobo de Wall Street’).

Guerra de productoras. Hay otra curiosa coincidencia entre ambas: en buena medida vienen puestas en pie por dos pequeñas productoras en las que tienen participación nombres propios de ambas películas: Syncopy Inc. es propiedad de Nolan y su mujer, Emma Thomas; LuckyChap es propiedad de Margot Robbie y su marido Tom Ackerley. Poniendo el grueso del dinero están Universal en la primera y Warner en la segunda, subrayando la curiosa intrahistoria del choque.

Nolan como columna vertebral. Esta presencia de Nolan como trasfondo se basa en que dirigió todas sus películas con Warner (incluida la trilogía de Batman) hasta que su desencuentro por la distribución de ‘Tenet’ le llevó a marcharse a Universal. Esta es la que le ha dado carta blanca con ‘Oppenheimer’, y es lo que da cierto significado al choque entre las dos productoras. ‘Barbie’, una película con más mala baba de lo que parece, parecía hacer chanza de la situación con su magnífico teaser parodiando ‘2001: Una Odisea en el Espacio’ de Kubrick, un claro referente del director de ‘Memento’.

Me encanta que los planes salgan mal. Las malas lenguas dicen que el estreno en el mismo día nació como un envite de Warner para impedir que ‘Oppenheimer’ recaudara como estaba previsto. Pero la estrategia puede haberse revuelto y darles en la cara: el fenómeno ‘Barbenheimer’ ha hecho que ‘Oppenheimer’ esté parasitando algo de la publicidad de ‘Barbie’ (que no necesita demasiados esfuerzos propagandísticos, porque el nombre de la muñeca viene ya con la publicidad hecha). Nolan recibe así parte del baño de frivolidad que ‘Barbie’ exhuda por los poros, en ese tipo de ironías que entusiasman a los fans.

No es la primera vez. Lo curioso es que no es la primera vez que sucede… ni la primera que le sucede a Nolan. El 18 de julio de 2008 se estrenaron a la vez ‘¡Mamma Mia!’ y ‘El Caballero Oscuro’, dos películas que trazan paralelismos con las que componen ‘Barbenheimer’. Y películas rivales, casi coincidentes en el tiempo y que conforman delirantes programas dobles siempre ha habido: dos de Robin Hood, dos de meteoritos chocando con la Tierra, dos de Cristóbal Colón… pero ni siquiera en aquellos momentos, cuando programas dobles temáticos tenían sentido, llegaban a entenderse como en ‘Barbenheimer’.

Éxitos a pares. Sin que haya planes definidos, esta estrategia surgida del fandom (pero apoyada en silencio por las productoras, que saben lo que les conviene), puede arrojar interesantes resultados en taquilla. La cadena más importante de cines de Estados Unidos, AMC Theatres, informa que 40.000 personas han comprado entradas para ver ‘Barbie’ y ‘Oppenheimer’ el mismo día. Entre ellos, los actores de ambas películas, que no están teniendo problemas en promocionar ambas películas: lo ha hecho Cillian Murphy y lo han hecho Margot Robbie y Gerwig desde el Twitter oficial de ‘Barbie’.

Memes para todas. Por supuesto, Internet ha tomado buena nota de este movimiento, y ha generado una sartenada de memes combinando ambas películas que han dado pie a carteles tan jugosos como los que componen este hilo. También hay trailers que juegan con imágenes de ambas películas y múltiples disquisiciones en redes sociales acerca de si conviene ver primero la de Nolan o la de Gerwig. Finalmente, lo que quedará del fenómeno será ver si la maniobra multiplica la taquilla o simplemente la divide.

Cabecera: Sean Longform en Layered Butter

En Xataka | Nolan ha desvelado sus planes tras ‘Oppenheimer’, y no incluyen ni series ni superhéroes, pero quizás sí una sorpresa


La noticia

El auténtico fenómeno cinematográfico del verano no es ‘Barbie’ ni ‘Oppenheimer’: es ‘Barbenheimer’

fue publicada originalmente en

Xataka

por
John Tones

.