Portugal veta a China: ningún operador podrá comprarles equipos 5G

El mundo se basa en la confianza, las relaciones personales, internacionales, económicas o humanas, todo fluye porque existe ese término. Pero desde hace dos años se está rompiendo, además, en todo el mundo. El mejor ejemplo es el tema geopolítico y de semiconductores, donde los chips son los grandes protagonistas, en este caso, el último tiene que ver con nuestro vecino. Y es que Portugal va a vetar a China y sus empresas con.

Alemania está estudiándolo todavía, Portugal se ha adelantado. Tras la larga lista de enemigos que se está creando China cuando antes todo era amistad, el gigante asiático, impulsado por medidas proteccionistas con su economía, la guerra de Ucrania y el apoyo a Rusia, está perdiendo cada vez más bazas en occidente.

Portugal no lo ve claro y veta a China con Huawei y ZTE a la cabeza

Será el siguiente, pero seguro que no será el último. Portugal se cierra en banda, algo no han visto nada claro con todo lo que ha pasado en EE.UU. y más países europeos. El gobierno portugués ha recomendado esta semana que se debería prohibir a los operadores locales obtener equipos destinados a las redes 5G de proveedores que tengan la sede fuera de la UE.

Pero esta «recomendación» se endurece todavía más, porque al hecho de que el proveedor tiene que ser europeo, también se da el requisito que tiene que formar parte de la OTAN y de la OCDE. Es decir, todo lo que esté fuera de cualquiera de dichos tratados o uniones queda prohibido.

¿Por qué razones? Pues en palabras del Consejo Superior de Seguridad Cibernética de Portugal se dijo que las empresas que estuvieran fuera de las jurisdicciones comentadas más arriba representaban un «alto riesgo» para la seguridad de las redes y servicios nacionales derivados de la implementación y uso de la tecnología 5G. En concreto, los criterios comentados son los siguientes:

El ordenamiento jurídico del país en el que esté domiciliado o al que esté vinculado de cualquier otra forma pertinente, permite al Gobierno ejercer control, interferencia o presión sobre sus actividades que operan en terceros países.
Esté domiciliado o, de cualquier otra forma pertinente, vinculado a un país que no sea un Estado miembro de la Unión Europea (UE), la organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) o la organización para la cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).
El país en el que esté domiciliado o al que esté vinculado de cualquier otra forma pertinente, no dispone de legislación ni de acuerdos diplomáticos, con Portugal o con la UE, en materia de protección de datos, o de ciberseguridad o de protección de la propiedad intelectual.
El país en el que esté domiciliado o al que esté vinculado de cualquier otra forma pertinente, será reconocido por Portugal, LA UE o la OTAN como responsable de acciones hostiles a la seguridad y Defensa Nacional de Portugal o de sus aliados, en particular actos de espionaje o de sabotaje.
El país en el que esté domiciliado o al que esté vinculado de cualquier otra forma pertinente, realiza reiteradamente acciones contrarias al derecho internacional y, en particular, a la Carta de las Naciones Unidas y sus resoluciones destinadas a promover un comportamiento responsable en un ciberespacio Abierto, seguro y protegido.

Huawei contesta a esta resolución del gobierno portugués

Como cabe esperar, cualquier compañía china que opere redes queda fuera de Portugal de manera inmediata en cuanto a contratos con el gobierno o cualquier operador de redes. La situación es grave, y por ello, Huawei ha lanzado unas declaraciones breves sobre lo sucedido:

Huawei no tiene conocimiento previo y no ha sido consultado sobre este asunto. Durante las últimas dos décadas, Huawei ha trabajado con operadores portugueses para desarrollar redes inalámbricas y brindar servicios de calidad que conectan a millones de personas. Continuaremos cumpliendo con todas las leyes y regulaciones aplicables, y atenderemos a los clientes y socios portugueses que confían en nuestros productos y servicios.

Teniendo en cuenta que Portugal ha sido un cliente muy férreo de China en los últimos años, y el último contrato para las redes 5G de 2018 con Huawei así lo confirma, algo tienen que haber visto o haberles filtrado para que esto se produzca. Sería así el sexto país que abiertamente veta a cualquier compañía china de su mercado de redes. Por otro lado, se uniría a Canadá, Dinamarca, Suecia, Estonia, Letonia y Lituania, sin contar con Estados Unidos que fue pionero en el bloqueo, a una retahíla de países que no ven nada clara la seguridad con esta compañía.

España parece que se está moviendo en este sentido, Alemania ya lo está estudiando abiertamente… ¿Bloqueará Europa a China en redes 5G? ¿Temen que lleguen antes al 6G?

La entrada Portugal veta a China: ningún operador podrá comprarles equipos 5G aparece primero en El Chapuzas Informático.