Los televisores OLED bajarán bastante de precio en 2023 y 2024

¿Eres de esas personas que llevan tiempo deseando hacerse con un televisor con tecnología OLED, pero que se ven disuadidas por su alto precio, en comparación con los de los modelos con paneles LED? Es normal, a día de hoy es posible encontrar auténticas gangas. Sin ir más lejos, en nuestro Red Friday de esta semana, que hemos publicado hace unas pocas horas, puedes encontrar un espectacular Samsung Crystal UHD de 50 pulgadas con resolución 4K y HDR 10+ por menos de 400 euros. Sin embargo, si hablamos de televisores OLED, prácticamente solo las ofertas permiten que encontremos modelos por debajo de los 1.000 euros, con muy contadas excepciones.

Sus precios, obviamente, han bajado mucho con respecto a los de principios de la década pasada, cuando sus precios partían de los 9.000 dólares y alcanzaban, a la mínima, las cinco cifras. Como ya te contamos en aquel momento, hace cerca de una década, su bajada de precio apuntaba a ser bastante lenta, algo que se ha confirmado con el paso de los años, para desdicha de los conocedores de la gran diferencia entre OLED y LED, diferencias que se han ido incrementando con la evolución en la producción de panel de leds orgánicos.

No digo, ojo, que OLED sea superior a LED en todos los sentidos. Los defensores de este último ponen siempre el foco en que LED (y sobre todo evoluciones del mismo, como QLED) proporcionan mucho más brillo, lo que hace que resulten más convenientes en entornos de alta iluminación. No obstante, si ponemos las ventajas de uno y de otro en una balanza, parece indiscutible que OLED gana la partida, salvo por lo que mencionaba al principio, es decir, por el precio.

Parece, no obstante, que se avecinan buenos tiempos en este sentido, y es que un informe de Display Supply Chain Consultants afirma que el precio de los televisores OLED bajará sustancialmente a lo largo de 2023 y 2024. Según sus previsiones, y debemos tener en cuenta que su conocimiento del mercado de las pantallas es de primer nivel, el precio de producción de un panel LG white OLED de 55 pulgadas disminuirá alrededor de un 20% durante los últimos meses de 2023, a lo que hay que sumar otro descenso previsto del 20% para el año que viene. Obviamente el panel no es el único componente de las teles, por lo que esto no significa que a finales de 2024 los televisores OLED vayan a costar un 40% menos que en la actualidad, pero aún así sí que hablamos de una importante bajada de precio, de entre el 20% y el 30%.

Otras tecnologías aún más avanzadas también verán bajar sus precios. El principal ejemplo de ello lo encontramos en QD-OLED, esta exclusiva de Samsung, y que gracias al uso de puntos cuánticos es capaz de proporcionar un brillo similar e incluso superior al de LED, pero con las ventajas propias de OLED, como los negros puros gracias al apagado completo del led. En este caso, el descenso acumulado de 2023 y 2024 se cifra en alrededor del 30%, lo que puede significar no tanto una bajada de precio en los tope de gama (que ojalá también), como que esta tecnología alcance a más modelos de la gama alta, algo más económicos que los flagship.

La entrada Los televisores OLED bajarán bastante de precio en 2023 y 2024 se publicó primero en MuyComputer.